Ciudades inteligentes
Arquitectura

La casa de la Costa que prueba que construir un hogar sustentable es posible

Su dueña es ecologista y encontró la mejor forma de aprovechar al máximo los recursos naturales.

En Costa Esmeralda, uno de los balnearios más destacados del Partido de la Costa, emerge junto a la playa una estructura redondeada de 4,5 metros de altura que parece un domo.

Es tan llamativa la cúpula del edificio que los turistas suelen fotografiarse con ella cuando visitan la ciudad cada verano.

La casa tiene cuatro sectores bien diferenciados:

  1. El principal donde el living y el comedor son calefaccionados por una salamandra
  2. Las habitaciones con techos circulares y ventanas triangulares se ubican en lo más alto de la construcción
  3. Un ambiente semienterrado en los médanos, que se usa durante el verano para jugar
  4. El último, destinado a las cocheras y las zonas de relax donde se destaca un hidromasaje

Esto permite, de acuerdo a la época del año, abrir una, dos, tres o cuatro partes distintas de la casa de acuerdo a la temperatura exterior y la hora del día.

Las aberturas de aluminio con doble vidrio garantizan el ahorro de energía los doce meses del año.

Su dueña, Ximena Brito, una mujer comprometida desde hace años con la ecología, reconoce que su propiedad se ha convertido en un punto de atracción y referencia de la zona. Su "vivienda del futuro" se abastece con paneles solares, tiene un termotanque que calienta en base a la energía del astro rey, cuenta con un estanque de recolección de agua y despliega también un techo de vegetación para frenar el impacto exterior.

La figura del domo ofrece varias ventajas:

  • No altera el entorno natural, respetando el dinamismo de los médanos
  • Permite el ahorro de energía gracias a la buena circulación de aire, lo que logra una calefacción más sencilla en invierno y una refrigeración ideal en verano
  • Usa materiales "verdes" de bajo impacto ambiental a la hora de ser extraídos
  • Optimiza los tiempos de construcción, ya que sus ambientes amplios ahorran trabajo a los obreros, técnicos y operarios.

En el exterior, se pensaron senderos circulares aromatizados por salvias, lavandas, eucaliptos, pinos y ciruelos. Por último, un estanque funciona como barrera para que la arena no entre a la casa.

¿Será posible en el futuro cercano pasar en la Costa Atlántica de los triangulares techos a dos aguas (diseñados originalmente para que la nieve se deslice) a estas soluciones esféricas mucho más cercanas a las arenas, el agua salada y los fuertes vientos oceánicos?

Esta nota habla de:
Más de Ciudades inteligentes
Tecnología: ¿villana o socorrista ante el cambio climático?
Ciudades inteligentes

Tecnología: ¿villana o socorrista ante el cambio climático?

No hace mucho que estábamos reunidos en nuestra oficina de Bogotá algunos de los líderes regionales de Infobip, discutiendo en torno a distintas innovaciones y estrategias de negocio, al tiempo que desde la ventana de nuestra sala de conferencia podíamos ver cómo se enmarcaba un atroz cuadro: nuestros cerros orientales ardiendo presos de voraces i
incendios forestales que no parecían dar tregua. Fue allí, en medio de la ironía que se tambaleaba entre presentaciones de Power Point y de un pesado olor a humo, que entendí -una vez más- que, sin importar nuestros privilegios, ante la naturaleza nadie es realmente intocable.
Ponen en duda que paneles solares transparentes puedan reemplazar vidrios de autos y viviendas
Ciudades inteligentes

Ponen en duda que paneles solares transparentes puedan reemplazar vidrios de autos y viviendas

¿Es posible que las casas, en un futuro cercano, tengan captación de energía solar desde los vidrios de sus ventanas gracias a paneles transparentes?
 ¿Se viene otro boom de bicicletas en AMBA por el aumento del boleto de tren, subte y buses?
Ciudades inteligentes

¿Se viene otro boom de bicicletas en AMBA por el aumento del boleto de tren, subte y buses?

El uso de bicicletas creció de manera exponencial en las principales ciudades del país durante la pandemia de 2020 y 2021, ante la imposibilidad de acceder al transporte público por parte de los "no esenciales".