Política
Cambio Climático

Semanas de cuatro días hábiles: ¿mejor para el planeta y para la productividad?

Menos horas de trabajo equivaldría a menos huella de carbono, además de aumentar la productividad, dice un nuevo estudio

A la lucha del siglo XIX por reducir jornadas larguísimas y agotadoras a ocho horas de trabajo cinco días a la semana, le sigue la nueva propuesta del siglo XXI: una jornada laboral de cuatro días con igual salario. Para muchos no sólo reduciría el desempleo, movilizaría la economía y reduciría los trastornos de salud mental, sino que además serviría para combatir la crisis climática. Un nuevo estudio encontró que una jornada de cuatro días reduciría drásticamente la huella de carbono en el Reino Unido. ¿Ocurriría algo similar en otros países? Parece que la respuesta es sí.

Mirá también: Las empresas que no se suban a la economía circular no subsistirán a largo plazo

Este nuevo informe predica que no sólo se reduciría considerablemente la huella de carbono del país sino que además ayudaría a Reino Unido a cumplir con los objetivos climáticos recogidos en el Acuerdo de París. Un esquema laboral de cuatro días a la semana reduciría 127 millones de toneladas de emisiones para 2025, lo que supone una reducción del 20%, la equivalente a retirar todos los autos privados del país.

La jornada laboral de 4 días recortaría las emisiones del transporte al reducir los desplazamientos (Foto: Pixabay)

La reducción de los días de trabajo permitiría bajar el consumo de energía en el lugar de trabajo, también recortaría emisiones de transporte al limitar los desplazamientos y la huella de los productos importados. Además se constató que un día libre extra aumentaría las actividades bajas en carbono, al reducirse el consumo en general. Estas actividades son: hacer ejercicio, visitar a la familia o descansar.

La reducción de la jornada laboral generaría más actividades bajas en carbono como el ejercicio o el descanso (Foto: Pixabay)

El estudio fue elaborado por la organización ecologista Platform London y la Campaña 4 Day Week. Una fórmula que gana adeptos entre diferentes políticos, economistas y empresas.

Mirá también: Con el ejemplo: los alcaldes europeos que eligen medios de transporte sustentables

Quienes abogan por este cambio afirman que se crearían puestos de trabajo, se mejoraría la salud física y también mental, y se reforzarían los lazos comunitarios y de familia. Además, sería una buena manera de evitar desempleo tras la pandemia y las empresas podrían incrementar la productividad.

Los que ya prueban este modelo

La multinacional británica Unilever anunció que probaría un año con este modelo de jornada laboral de cuatro días en Nueva Zelanda y según los resultados evaluaría extender el modelo al resto de sus empleados.

Microsoft Japón también experimentó con un programa de trabajo más corto, la corporación dio a elegir a sus 2300 empleados una variedad de modalidades de trabajo flexibles. El objetivo de la empresa era comprobar si aumentaba la productividad cuando se reducían las horas de trabajo. El resultado de este experimento dio la razón a la dirección, pues la productividad aumentó un 40% y los trabajadores dijeron sentirse mejor.

Por su parte, municipalidades y gobiernos también han anunciado planes piloto de semanas de trabajo simplificadas como en Escocia o España.

Mirá también: La campaña londinense que penaliza a quienes mantienen el motor encendido

En España la modalidad elegida será la de 32 horas semanales divididas en cuatro días de trabajo sin recortar el salario. Será un programa de prueba que se establecerá durante tres años al que podrán sumarse las empresas que así lo quieran. El gobierno se comprometió a compensar la diferencia salarial cuando los trabajadores pasen de la jornada de cinco días a la de cuatro. Invertirá unos 50 millones de euros y se prevé que unas 200 empresas participarán y entre 3000 y 6000 trabajadores podrían verse beneficiados. Una propuesta con miras a mejorar la economía, enfrentar la emergencia climática y cuidar el ambiente.

Esta nota habla de:
Más de Política
Lijo y García Mansilla, los posibles nuevos ministros de la Corte, no cuentan con buenos antecedentes en materia ecológica
Política

Lijo y García Mansilla, los posibles nuevos ministros de la Corte, no cuentan con buenos antecedentes en materia ecológica

Para la designación de un nuevo ministro en la cúspide del Poder Judicial resulta vital evaluar el desempeño que los nominados tuvieron en el tema ambiental porque sus futuros fallos serán de extrema importancia para la población.
INTA: Denuncian prohibición de usar expresiones tales como "cambio climático"
Política

INTA: Denuncian prohibición de usar expresiones tales como "cambio climático"

¿Cómo abordamos la crisis climática si desde distintos organismos del estado se avanza en el abandono del tratamiento de estos temas?
Riachuelo: a 16 años de la sentencia advierten una falta de ejecución
Política

Riachuelo: a 16 años de la sentencia advierten una falta de ejecución

El fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación emitido el 8 de julio de 2008 ordenó al Gobierno Nacional, la Provincia de Buenos Aires y la Ciudad de Buenos Aires a restablecer el daño ambiental producido en la cuenca.
Tras 16 años, los objetivos planteados en el fallo no se han cumplido y los avances son aún escasos: solo el 40% de las relocalizaciones habitacionales han sido concretadas y las personas siguen expuestas a riesgos ambientales.
Desde FARN reclaman que el saneamiento de la Cuenca Matanza Riachuelo sea considerado una política de Estado, que cuente con el presupuesto necesario y que la Corte Suprema adopte las medidas necesarias.