Política
Minería

Represión en Catamarca: "Esos que aplauden estos hechos son los mismos hipócritas que se golpean el pecho cada 24 de marzo"

Los vecinos del pueblo Choya, cercano a Andalgalá, en Catamarca, lanzaron un comunicado tras haber recibido balas de goma por pedir frenar la megaminería en su territorio.

Balas de gomas, personas heridas que tuvieron que ser trasladadas al hospital y detenciones arbitrarias, esta fue la respuesta policial, el pasado 3 de mayo, a los vecinos del pueblo Choya, a pocos kilómetros de Andalgalá, en Catamarca, tras haberse movilizado para frenar la megaminería impulsada por el proyecto MARA que involucra al Estado Nacional, el gobierno provincial y la Universidad de Tucumán.

Mirá también: "De La Alumbrera a Proyecto MARA: Andalgalá y su defensa del agua frente a la megaminería"

No es la primera vez que ocurre, pero, esta vez, la represión fue aún más cínica por haberse realizado horas después del lanzamiento de la "Mesa Nacional sobre Minería Abierta a la Comunidad", cuya apertura tuvo lugar en CABA, pero que, según afirman desde el Ministerio de Desarrollo, "se hará en todas las provincias y todas las organizaciones ambientales que quieran se pueden anotar en el formulario que se encuentra en la web de esa cartera".

Luego de conocerse los videos de la represión, los diputados del Frente de Todos de Catamarca emitieron un comunicado en el que afirmaban algo insólito: que los culpables habían sido "un grupo minoritario" de vecinos "violentos" en contra de la megaminería.

Desde hace más de un mes, varios vecinos de Choya se van turnando y hacen un acampe en el cerro Aconquija, a 4000 msnm, para mostrar su rechazo al proyecto MARA, que pone en peligro la seguridad de los vecinos, la biodiversidad de la fauna y flora, los glaciares y el agua.

Por esa resistencia, nunca lograron el diálogo. El pasado 3 de mayo, la policía los desalojó con palos por impedir el paso del combustible para que trabajen las máquinas (algo que no fue consultado con los vecinos). En Choya, al bajar de sus camionetas, los oficiales se encontraron con muchas personas autoconvocadas que pedían explicaciones sobre lo que estaba sucediendo en el cerro. "Los policías les dijeron que tenían que desalojar el camino o iban a reprimir, que no iban a dar ninguna explicación... y cumplieron su palabra. Abrieron fuego contra los vecinos que estaban allí. Eran gente mayor, también gente joven, mujeres y niños. La gente estaba totalmente desarmada y al costado del camino, pero la policía los reprimió brutalmente", relató a Carbono News Enzo Brizuela, un vecino de la zona.

Por su parte, Raúl Barrionuevo bajó recién ayer de la montaña a las 5 de la mañana, tras dos semanas de resistencia. "Todo es un desorden. A veces en el acampe somos diez, quince, treinta, cinco, pero estamos allí, firmes, sin aflojar. Tenemos acompañamiento de todo Choya ¡que viva Choya!", dijo a Carbono News.

Nora Cortiñas fue una de las tantas personas que salió a las calles en distintos puntos del país en repudio a la represión en Choya (Foto: Asamblea El Algarrobo)

Rosita Farías, integrante de la Asamblea El Algarrobo, contó a Carbono News que después del ataque llegaron más policías, incluido el grupo kuntur: "Andaban por las calles haciendo la pantomima de siempre, arriba de las camionetas con sus armas largas", resaltó.

Ironizó además sobre el comunicado oficial: "Resulta que siempre somos diez, pero cuando vienen se encuentran que somos trescientos y mandan policías como loco. Calculo que si somos diez y ellos cincuenta y no nos pueden sacar, son mediocres".

"Hace doce años que estamos diciendo que no a la mina, porque está a pocos kilómetros de nuestras casas. Es una locura, una falta de humanidad", agregó y señaló que "quienes invitan (a la mesa de diálogo) son los que tratan de armar algo para que parezca que debaten. Acá dicen que hacen audiencias públicas con pueblos originarios, pero solo con una o dos personas y hacen parecer que consultaron a todos. Son manejos. Seguiremos resistiendo, no hay opción. Tomamos agua de la montaña y están lastimando nuestra montaña", concluyó.

Mirá también: "Andalgalá contra la megaminería: "Si tenemos que caminar hasta el fin del mundo lo haremos para defender la Vida y nuestra Tierra""

Tras estos hechos, la comunidad de Choya lanzó un comunicado llamado "El agua vale más que todo" y acá compartimos algunos fragmentos:

"Los vecinos autoconvocados del Distrito Choya necesitamos que, una vez más, se nos escuche y reflexione".

"Sí, autoconvocados por una causa que nos preocupa y nos tiene en vela desde el momento en que tomamos conocimiento y descubrimos las acciones que la empresa MARA está realizando en nuestro río. Somos una comunidad que ha sido postergada siempre por todos los gobiernos provinciales y locales que se han sucedido, pero que nunca desapareció por la fortaleza, trabajo y dignidad de su gente".

"En la actualidad, nos sentimos en alerta ante tanto atropello por parte de la empresa MARA y por nuestro gobierno provincial; porque también es nuestro gobernador el señor Raúl Jalil, no solo de los que están a favor del proyecto MARA, aunque ni siquiera se ha dignado a venir y tomar conocimiento de lo que sucede. Aquel que decide sobre nuestro futuro imponiendo una actividad que dice ser productiva, pero con el sacrificio de nuestro pueblo. Lo que no sabemos es ¿para quién es productiva? ¿Cómo podemos confiar y sentirnos seguros de entregarle nuestro patrimonio natural si ni siquiera conoce lo que defiende? Como ciudadanos de esta hermosa provincia y habitantes del Distrito Choya, exigimos a nuestro gobernador que respete la autodeterminación de nuestro pueblo. Hoy tiene mucho que explicarnos, que no envíe nuevamente a sus cómplices inoperantes a responder por él, quienes llegaron a nuestro Distrito el día sábado 9 de abril, con mentiras de diálogo pacífico y promesas incumplidas".

"En ese momento, nos enteramos los vecinos reunidos en Agua Clara, que la empresa MARA está realizando actividades de exploración avanzada en las nacientes de nuestro río, pero más detalle que eso no supieron dar. Ahora bien, nos enteramos de estas actividades porque unos vecinos del Distrito, que conocen mejor que nadie estos cerros, un día, en busca de sus animales, se dieron con esto, sí, con las máquinas gigantes abriendo caminos y destruyendo todo a su paso para llegar al río. Nunca nadie nos informó sobre este avance de la empresa en nuestra fuente de agua, nunca; es más, el día que llegaron los enviados del gobernador, también llegó Carolina Cabrera, la representante de control ambiental de MARA, quien nos informó que la consulta popular sobre la intervención de las nacientes del río se realizó en el distrito Minas Capillitas, a 44 km aproximadamente de nuestro distrito. ¡Qué paradoja! Lo que no supo decir es cuándo se realizó la misma. Nosotros nos preguntamos. ¿Por qué la consulta popular que debía realizarse en Choya se llevó a cabo en Capillitas? ¿Será que la empresa MARA aún no sabe que somos dos distritos diferentes? ¿Cuál es el motivo por el que no se realizó en Choya?"

"Seremos perjudicados con la escombrera que se pretende instalar en nuestro río. Y sí, sabemos lo que es una escombrera y sabemos lo que nos espera si eso se concreta".

"Estas tierras valen cada gota de sudor de nuestro cuerpo, valen cada pie lleno de tierra y el dolor intenso de las manos callosas que la trabajan, valen cada amanecer y cada ocaso dedicado. Nos han dicho "ignorantes" y ¿saben qué? seremos ignorantes por no ser geólogos o ingenieros, pero no hace falta tanto estudio para darnos cuenta de que estamos siendo atropellados y que lo que pretenden con nuestro río es dañino para nosotros".

"Repudiamos el accionar de todos nuestros representantes a nivel provincial y local que hacen la mirada para otro lado, es más fácil lavarse las manos como Pilatos y pretender no involucrarse cuando están siendo cómplices de cada maniobra en contra de nosotros que somos también parte del pueblo que dicen representar".

"Denunciamos la violencia institucional ejercida este pasado y doloroso 3 de mayo, que quedará como el día en que nuestro suelo fue manchado con nuestra propia sangre, injustamente reprimidos por manifestarnos en contra de una actividad que solo pretende lastimar nuestro río y nuestra tierra. NO OLVIDAMOS Y NO PERDONAMOS. Este 3 de mayo quedará en la memoria de todos los niños, jóvenes mujeres y hombres violentados por un Estado entregador y autoritario".

"Esos que aplauden estos hechos son los mismos hipócritas que se golpean el pecho cada 24 de marzo. Tienen sus manos y su conciencia manchadas con nuestra sangre. Son personas no gratas en nuestro pueblo".

"Hoy más que nunca, estamos dispuestos a dejar nuestra vida en esta lucha, somos tierra, somos agua, somos dignidad. Somos Choyanos y a mucha honra".

La carta completa se puede leer acá.

Esta nota habla de:
Más de Política
El fracking en el "reino del revés": los conservadores ingleses lo prohíben mientras que los progresistas colombianos lo apoyan
Política

El fracking en el "reino del revés": los conservadores ingleses lo prohíben mientras que los progresistas colombianos lo apoyan

Rishi Sunak es el flamante primer ministro británico, luego de la temprana salida de su antecesora, Liz Truss. Es también el primero de origen indio en ocupar ese cargo y el más joven en llegar hasta el 10 de Downing Street: tiene apenas 42 años
Alto costo ecológico y humanitario: Joseph Blatter, ex titular de la FIFA, reconoció que la elección de Qatar como sede del mundial "fue un error"
Política

Alto costo ecológico y humanitario: Joseph Blatter, ex titular de la FIFA, reconoció que la elección de Qatar como sede del mundial "fue un error"

A pocas horas del inicio de la Copa Mundial, el ex presidente de la Federación Internacional del Fútbol Asociado, a cargo de la entidad en el 2010 cuando se designó la sede, reconoció que la decisión tomada "fue un error".
Mañana jueves habrá una gran movilización por la Ley de Humedales convocada por activistas de todo el país
Política

Mañana jueves habrá una gran movilización por la Ley de Humedales convocada por activistas de todo el país

Este mes cierran las sesiones ordinarias, por lo que esta semana es la última oportunidad del año para que el proyecto consiga dictamen favorable en el Plenario de Comisiones y pueda tratarse en Diputados.